Nell’azurro y los caminos del mal

 

En realidad mis letras se encuentran rígidas, trabadas y llenas de óxido;

completamente estancadas; faltas de lubricante… flujo derrumbado

 

Aún tragando saliva mi garganta permanece seca…lacerada

he intentado gritar mis versos sin éxito. El dolor me impide incluso respirar.

 

Se han acabado las palabras, aquellas, que he usado para expresar mis sentimientos

han volado a otras manos, se guardan en otras mentes… en otras plumas, en otros intelectos.

 

Es cierto que las combinaciones de las letras son infinitas, yo siempre he querido permutar:

para mí el sentido de la expresión debe de ser exacto…directo a dar vida o directo matar.

 

Mi mirada se ha perdido en el mar de la comprensión y al fondo, en el horizonte,

existen detellos itálicos llenos de esperanza, de saciedad…una cuenta nueva: un renacer.

 

Similitudes abstractas y coincidencias de intereses, “Grazia” de amor, dolor y de muerte

planendo el sentido del pecado, de la culpa y la conciencia en inevitable fatalidad.

 

Cuando el agua se estanca pierde la cinética y se convierte en potencial, ¡peligro!

después de estas ambígüedades y frases cortas, pido paciencia por supuesto mi renacer…

 

 

 

(en la serie automatismos diarios)

 

 

 

Anuncios

About Toto

SImple, entregado, fiel y melancólico. Neurótico desde el punto de vista analítico y psicótico en sueños y escritos. Vomitivo por las mañanas y sufriente por las noches. Así soy yo...
Esta entrada fue publicada en Automatísmos diarios. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s